Las feministas luchan contra los machistas.
Los machistas odian a las feministas.
Los independentistas insultan a los nacionalistas.
Los nacionalistas humillan a los independentistas.

Los izquierdistas critican a los derechistas.
Los derechistas censuran a los izquierdistas.
Los capitalistas avasallan a los socialistas.
Los socialistas reniegan de los capitalistas.

Y mientras tanto,
nuestros pequeños,
que no entienden de “ismos” ni aforismos,
buscando un cercano modelo
en quien reflejarse,
solo ven,
seres humanos,
discutiendo,
enfadados,
y sin parar de pelearse.

0 5